Cajas metálicas

Algunos argumentos que avalan la fabricación de cajas especiales metálicas:

  • La producción en series muy pequeñas es más económica que con cajas de plástico

  • Es fácil configurar un apantallamiento EMC, y es posible establecer sencillamente uniones conductoras (para VDE)

  • Ideal para el uso en entornos difíciles (alta resistencia a la temperatura y a los agentes químicos)

  • Es posible introducir de forma económica modificaciones en el diseño de la caja

  • Alta estabilidad

  • Alta resistencia a los golpes

Dado el crecimiento permanente de la demanda de las cajas para montaje en panel de control, vamos a describir con más detalle este tipo de cajas metálicas.

Las cajas para montaje en panel de control se utilizan con frecuencia creciente, por ejemplo, para observar y analizar determinados procesos en la producción. El cliente desea con frecuencia un equipo propio de control de la maquinaria o la instalación, incluyendo un display de formato grande.

Una caja para montaje en panel de control consta de los siguientes componentes

  • placa frontal
  • unidad de entrada (display táctil, teclado de membrana etc.) y

  • una cubierta trasera de acero inoxidable, aluminio o chapa de acero, galvanizada, cromatada, anodizada, pintada o con recubrimiento en polvo

y se monta generalmente en un armario de conexiones, en una pared o directamente en la máquina.

BOPLA adapta siempre las cajas para montaje en panel de control a las necesidades individuales de los clientes. No obstante, existen para determinados tamaños datos constructivos, basados en los displays de formato estándar, que pueden modificarse sencillamente y adaptarse a las necesidades de los clientes. Como es natural, BOPLA asume tanto el diseño y la fabricación de la caja como otros servicios en relación con la caja; por ejemplo, practicar salidas para conectores o ranuras para ventilación para disipación térmica, la impresión, el montaje de todos los componentes o el embalaje del producto final.